No vas a grafitear más mi tienda, yo lo hago

Esto es una de las cosas más geniales que he visto en la calle en lo últimos días. Ahora que la maña de los adolescentes es dejar su marca en forma de garabatos ilegibles en las paredes vírgenes, estos señores inventaron una manera de mantener las suyas grafiteadas pero a su estilo.

El primer paso es pintar la pared de blanco, y acto seguido, montar un grafiti pero que anuncie lo que está detrás de las paredes o que comunique la actividad comercial a lo que se dedican.

Bravo por ellos…!!!

Esta foto fue tomada en la avenida principal de Santa Monica.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s